domingo, 6 de noviembre de 2016

Cuál es la mejor forma de aumentar la inteligencia.

http://www.negocios1000.com/2016/11/cual-es-la-mejor-forma-de-aumentar-la-inteligencia.html 
Como ya decíamos en nuestro anterior artículo "9 cosas que puedes hacer para ser más inteligente", no hay edad para aumentar nuestra inteligencia, por lo que en cualquier momento, cambiando ciertos hábitos, cualquier persona puede aumentar su inteligencia.

Lo que viene a continuación es un resumen que he ido recopilando a través del tiempo de diversas fuentes e investigaciones de todo tipo relacionadas con la salud cerebral.

(Ver también: 7 sencillos trucos para mejorar el poder de tu cerebro, por Deepak Chopra)

1. Leer más.

La inteligencia comienza con la lectura. Cuanto más se lee, más conocimientos, ideas y pensamientos de otros autores absorberás, y por lo tanto, serás irremediablemente más inteligente. (Ver: qué libros leer para ser más inteligente)

2. Establece metas.

Tener metas y objetivos significa crear una estructura para la vida. Correr hacia "no sé dónde" no es inteligente. Sólo teniendo metas definidas de lo que queremos lograr en la vida, nos hará tener una mente más centrada. 
Según las investigaciones, las personas con metas y propósitos en la vida, suelen ser más inteligentes que aquellas otras que no saben lo que quieren hacer con su vida.

3. Practica la respiración consciente y la meditación.

El oxígeno es la razón de la vida celular. Tony Robbins hablaba en su libro "Poder sin límites" de la importancia de realizar cada día la respiración consciente, a través de inhalaciones profundas y ehalaciones lentas, asegurándose de que el oxígeno "baña" cada una de nuestras células. Un cerebro oxigenado es un cerebro sano y preparado para asumir retos. Lo mismo ocurre con la meditación, y es que a través de ella, podemos calmar nuestro cerebro. Esta paz y tranquilidad es fundamental en la construcción del intelecto.

4. Escribe resúmenes de aquello que aprendes.

Cuando leemos un libro, puede que no absorbamos toda la información, pero si recogemos en una libreta las ideas principales que hemos sacado del libro, ésto va a aumentar la memoria, la retención y el intelecto.

5. Minimizar la televisión.

No se le llama la "caja tonta" por casualidad. Diferentes estudios han demostrado que los niveles de infelicidad aumentan proporcionalmente al tiempo que pasamos delante del televisor. Incluso está asociado a mayores índices de criminalidad. Si tienes alguna duda sobre este tema, hablamos de ello en nuestro artículo: Por qué el consumo de televisión puede arruinarte literalmente la vida. No obstante, sin llegar a estos niveles extremos, lo cierto es que la mayoría de la programación de hoy día está ideada para tontos, y no para hacernos más inteligentes. 

6. Mantente hidratado.

Nuestro cerebro depende de la correcta hidratación y oxigenación para alcanzar su eficiencia óptima. Este hábito es muy sencillo de aplicar. Asegúrate de beber suficiente cantidad de líquidos (agua, zumos de fruta natural...)


7. Minimizar la exposición de las noticias negativas.

A todos los niveles, huye de la gente negativa, evita estar todo el día abriendo las noticias de muertes, asesinatos, crisis, etc... la carga de noticias negativas daña nuestro pensamiento positivo, y el pensamiento positivo es en cierto modo responsable de la buena salud cerebral. Un pensamiento negativo puede conducir a la depresión.

8. Ejercicio.

Hacer ejercicio a diario es la forma más efectiva y barata de ser más inteligentes. El ejercicio no sólo retrasa el envejecimiento celular (incluídas las células de nuestro cerebro) si no que además ayuda a recuperar esas células y se construye un cerebro más grande, donde las nuevas células cerebrales pueden llegar a ser incluso más eficaces. Hablamos de ello aquí.

9. Descansa lo suficiente.

La investigación sugiere que nuestro cerebro aprovecha el descanso para pasar cierta información a nuestra memoria de largo plazo, es decir, el descanso ayuda a asimilar conocimientos adquiridos. Asimismo, alguna vez te habrás dado cuenta que cuando estás cansado te cuesta más trabajo realizar tareas cognitivas. Cuando se trata de aprendizaje, no siempre estudiar 10 horas seguidas es mejor idea que estudiar 3 horas, descansar y volver a estudiar otras dos horas. En la mitad de tiempo, podemos absorber el doble de conocimientos gracias a que nuestro cerebro está descansado. El exceso de trabajo para nuestro cerebro es igual que el exceso de trabajo para los músculos de nuestro cuerpo: si no lo trabajas, se atrofia. Si te pasas, provocas lesiones.

10. Haz un desayuno fuerte y saludable.

De la misma forma que un coche no puede conducir sin combustible, nuestro cerebro necesita nutrientes para su correcto funcionamiento. si además, intrucimos un desayuno saludable, alcanzaremos un rendimiento mental óptimo.

11. Evita grasas y azúcares.

Malcom Gladwell hablaba en su libro "Fueras de Serie" de la asociación entre dietas altas en azúcares y grasas y la delincuencia. Algunas personas pensarán que es una exageración, pero lo cierto es que nuestros hábitos alimentacios pueden provocarnos estrés, ansiedad y agresividad. Una alimentación rica en fibra, fruta y verduras, ha demostrado que provoca en las personas un estado anímico más tranquilo y relajado. De paso, aporta unos nutrientes a nuestro cerebro que lo hace funcionar correctamente, mientras que los azúcares y las grasas drenan esa energía cerebral.

12. Estar siempre aprendiendo algo nuevo.

No importa si se trata de aprender un segundo idioma, a tocar un instrumento musical o aprender una nueva habilidad. Debemos estar constantemente aprendiendo cosas nuevas, y de esta forma, de forma constante, estaremos aumentando nuestra capacidad cerebral e inteligencia.

13. Enfoque.

 No existe la multitarea. De hecho, nadie puede centrarse correctamente en dos cosas a la vez. Me explico: puedes correr mientras hablas por teléfono, pero no puedes escuchar una charla y leer un libro al mismo tiempo. No se pueden realizar dos tareas cognitivas a la vez. Así que enfócate en lo que hagas y evita distracciones. Tu cerebro te lo agradecerá.

14. Matemáticas.

Algunos investigadores sugieren que la única razón por la que la mayoría de la gente odia las matemáticas es porque las matemáticas te obligan a usar el cerebro de forma más intensa. Resolviendo problemas de matemáticas se ejercita el cerebro, y al igual que los músculos, comienza a hacerse más fuerte y rápido. De hecho, no recuerdo en qué libro leía que la gente que es buena en matemáticas, suele ser buena asimilando muchos más conceptos que aquellos a los que se les atragantaban las matemáticas.

15. Juegos que hagan ejercitar el cerebro.

Desde una sopa de letras, hasta los crucigramas o sudokus, suelen ser pasatiempos aconsejables y divertidos que ayudan a evitar el oxidamiento cerebral.

16. Desafíate a ti mismo.

Para ser más inteligente, trata de desafiarte a ti mismo. Pon a prueba tus límites y haz algunas cosas que nunca has hecho porque no te creías capaz de hacerlas. A medida que vayas acabando con los límites, verás que tu cerebro te hará una persona más confiada sobre tus capacidades.

17. Piensa hacia adelante, nunca hacia atrás.

No pierdas el tiempo ni la energía pensando en todas las oportunidades que perdiste, en cada una de las puertas que se te cerraron. Ese tipo de pensamientos de drenan la energía cerebral, una energía que estará mejor usada si la enfocas hacia las nuevas puertas abiertas y oportunidades que se te abren a tu paso. Vivir en pasado es la mejor forma de hacerle ver a tu cerebro que no hay futuro.

18. Motívate.

Un cerebro motivado puede con cualquier obstáculo. Hoy día sabemos que una persona motivada construye conexiones neuronales más fuertes y rápidas. Estar motivado es ser más inteligente en sí mismo, pues con motivación encuentras soluciones mucho más rápido. Estando desmotivado, sueles encontrar más problemas.

19. Rodéate de personas inteligentes.

La inteligencia, así como la estupidez, es contagiosa. Literalmente. Si te rodeas de personas inteligentes, es irremediable que te acaben aportando inteligencia, siempre y cuando tengas la predisposición.

20. Desafía constantemente tus suposiciones personales.

Quédate con esta frase que se ha convertido en un lema en desarrollo personal:

"Si vas a seguir pensando como siempre has pensado, si vas a seguir haciendo lo que siempre has hecho, seguirás manteniendo y consiguiendo lo que siempre has conseguido"

21. Pasa a la acción.

No hay mejor forma de adquirir conocimientos e inteligencia que pasar a la acción. Puedes leer 1000 libros de negocios, acabar dos carreras universitarias enfocadas a la dirección de empresas y hacer 3 MBA, pero un sólo día al frente de una empresa te dará más experiencia que años de estudio. Esto lo dijo Warren Buffett. Y es que la mejor forma de aprender es ponerte a hacerlo, aunque no sepas en principio cómo se hace.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada