sábado, 22 de octubre de 2016

“Y vives la vida con los ojos abiertos, mirando a los ojos al hablar, entrando en las estancias gritando de alegría, feliz del encuentro… tan tan brillante como el amarillo, tan cálido como el amarillo”. Karen Peris

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada