miércoles, 22 de junio de 2016

EMPRENDE UN NEGOCIO Y MOTÍVATE A SER TU PROPIO JEFE

http://www.elmiracielos.com/firma-invitada/ser-tu-propio-jefe/ 
El emprendimiento es una excelente opción de autoempleo pero, ¿emprender un negocio es demasiado difícil? ¿Qué necesitas saber para hacer realidad tu propio proyecto? En este post Karina nos va a hablar sobre las características y habilidades que debes poseer para lograrlo y de esta forma motivarte a ser tu propio jefe.

Eportada_emprendermprende un negocio y motívate a ser tu propio jefe

El desempleo y la falta de oportunidades han hecho que muchas personas no puedan encontrar trabajo y vean complicado tener una mejora profesional. Ante todo esto una de las opciones es el autoempleo.
Tener un negocio propio ya no es algo imposible de lograr, actualmente existen muchos apoyos y herramientas que facilitarán las oportunidades de autoempleo y trabajar sin necesidad de regalar tu tiempo y esfuerzo a la empresa de alguien más.
Así que una de las grandes preguntas que muchas personas se hacen es ¿emprender un negocio es demasiado difícil? ¿Qué necesito para hacer realidad mi propio proyecto? Es por esto que aquí vamos a hablar sobre las características y habilidades que debes poseer para lograrlo y de esta forma motivarte a ser tu propio jefe.

Beneficios de ser tu propio jefe

Además de los beneficios económicos, existen otros que son fuente de inspiración para muchos emprendedores, entre ellos:sin_miedo_3

No tienes horarios fijos

Este es uno de los beneficios más atractivos para muchas personas que buscan emprender, pues tienes la posibilidad de establecer tus horas de trabajo sin tener que cumplir con un horario obligatorio y estricto. Además, esto te permite organizarte para cumplir con los diferentes aspectos de tu vida personal.
Sin embargo, es importante mencionar que esto no significa que trabajarás menos. Las primeras etapas de un negocio requieren de mucho trabajo, pero dependerá de tu forma de gestionar tu tiempo para lograr que tu negocio tenga éxito sin descuidar tu vida personal.

No existe quién te limite las ideas

A diferencia de tener un empleo en donde las ideas no siempre son tomadas en cuenta, tendrás la oportunidad de ejecutar todas aquellas ideas que tengas en mente.

No necesitas una inversión definida

Para emprender un negocio no necesitas un mínimo de inversión establecido, todo depende de la idea de negocio que quieras hacer realidad y conseguir un buen crédito en un banco o en una incubadora de negocio.

Trabajas en lo que te gusta

No sé trata estrictamente de vender un producto en específico sino hacer lo que más te gusta y sacar provecho de ello, como por ejemplo ofrecer asesorías o servicios profesionales. Emprender, generalmente  se relaciona con hacer aquello que siempre quisiste hacer, pero no tenías el tiempo ni la experiencia para lanzarte a realizarlo.

Trabajas desde casa

Uno de los principales beneficios de ser tu propio jefe es que no tienes que esclavizarte en una oficina, sino que existen muchas cosas que puedes realizar y planear desde la comodidad de tu casa y sin tener forzosamente que transportarte de un lado a otro.

Aumentan tus ingresos

Esta es una gran forma de aumentar poco a poco tus ingresos, solo ten en cuenta que debes ser responsable y no gastar de más, puedes ocupar una parte de la ganancia pero considera que en algunas ideas de negocio debes invertir constantemente.

Escoges a tus propios empleados

Cuando llegue el momento de elegir al equipo de trabajo busca a las personas que tengan más capacidades para realizar su trabajo. Puedes escoger a personas conocidas aunque no siempre es recomendable, ten en cuenta que se trata de un negocio y que habrá muchas cosas en juego, si a pesar de esto decides elegir a tus amigos/conocidos/familiares establece las responsabilidades y términos de trabajo claros.

Obtienes reconocimiento

Esta es una gran forma de ser reconocido entre otros profesionales, entre otras empresas y ahora con los clientes que obtendrás al emprender. Esto lleva tiempo, pero si realizas las cosas con calidad sin duda llegarás lejos.

Características y habilidades que necesitas desarrollar para emprender un negocio

emprender_fuerza_4
Si bien es cierto que tener un negocio propio viene con una cadena de beneficios a largo plazo, también es necesario aclarar que antes de emprender es necesario conocer las características y habilidades que cada uno debe poseer.
Es por lo anterior que te mostraremos las aptitudes que debes poseer para tener un negocio exitoso:

Saber planear

Para cualquier negocio es necesario realizar planes y hacer todo lo que esté en tus manos para conseguirlo. Toma en cuenta que cada plan debe incluir objetivos factibles a corto, mediano y largo plazo.

Saber detectar oportunidades de negocio

Muchas personas tienen una habilidad increíble para detectar oportunidades de negocio en áreas, productos o servicios que muchos otros no pueden visualizar con tanta facilidad. Es por eso que, si tienes dificultades para ver estas oportunidades analiza cuál es su oferta de valor, qué es lo que lo hace diferente y aplícalo a tus propias ideas de negocio. Una vez que tengas la idea correcta será fácil identificar cuál es el segmento al que lo ofrecerás.

Ser entusiasta

Ser entusiasta y positivo hará que tengas una gran ventaja con los demás, pues muchas personas se dan por vencidas muy pronto cuando ven un crecimiento lento. Es por eso que para emprender un negocio es necesario pensar que podrás brincar todos los obstáculos y barreras mentales que surjan en el camino.

Ser organizado

Se debe ser una persona muy organizada para llevar a cabo múltiples acciones al mismo tiempo, pues será elemental tener todo en orden. Recuerda que ahora el futuro del negocio está en tus manos.

Ser responsable

Como lo mencionamos en el punto anterior, un emprendedor depende de él mismo, es por eso que ser organizado y responsable es un factor elemental. Una persona que no es responsable dudosamente conseguirá prosperar en el mundo de los negocios (y fuera de él).

Superar el miedo al fracaso

Un emprendedor debe saber enfrentar sus miedos y hacer caso omiso a comentarios negativos de personas cercanas. Lo importante es estar seguro de su proyecto  y estar preparado para aprender de los fracasos. Recuerda que el fracaso es parte del éxito.

Saber escuchar

Es importante aprender de los demás así como de ti mismo, saber escuchar te hará conocer qué es lo que estás realizando de forma errónea, además que será vital para conocer cuáles son las necesidades reales de tus clientes.

Tener autodisciplina

La autodisciplina es necesaria al emprender tu propio negocio pues tendrás en un futuro personas a tu cargo, pero lo más importante el presupuesto será vulnerable si no sabes medirte. Poseer de completo autocontrol rendirá frutos a largo plazo.

Cser_jefe_1onclusiones

Emprender un negocio es un gran reto, pero no es algo imposible. Es necesario tener los pies sobre la tierra y mejorar algunas habilidades que te ayudarán a mantenerlo y llevarlo al éxito.

Sobre la autora

fotoSoy Janet Padilla Uribelicenciada en Publicidad y Relaciones Públicas, egresada de la Universidad Veracruzana. Actualmente escribo y colaboro en diferentes marcas de tecnología, ecommerce, marketing   y SEO. En mi tiempo libre disfruto el escuchar música mientras salgo a caminar y observo el atardecer.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada