martes, 9 de agosto de 2016

El éxito es personal

http://notasaprendiz.weebly.com/blog/el-exito-es-personal 

"¿Éxito?... No sé lo que significa esa palabra. Yo, soy feliz. Ahora bien, el éxito depende de lo que representa ante los ojos de cada persona. Para mí éxito es paz interior. Eso es un buen día para mí" —Denzel Washington

Imagen
Gracias por la imagen a Jordan McQueen (clic sobre ella para más info.)
El éxito es un concepto que sólo está en tu mente. Nadie más sabe en realidad qué significa para ti.

Es cierto que la mayoría de las personas cuando hablan de ser “exitosos piensan en cosas como dinero, reconocimiento, fama, poder. No obstante, que para muchas personas triunfar signifique alcanzar ese tipo de cosas, no quiere decir que para tí deba ser igual.

Resulta que a nuestros egoístas genes (así los llamó el biólogo evolutivo Richard Dawkins), lo único que les importa es que te reproduzcas, y así poder ser transmitidos a la siguiente generación. A estos egocentristas bichos les tiene sin cuidado si eres feliz o no.

Y, ¿esto qué tiene que ver con el éxito?... Me alegra que lo preguntes.

La razón por la que con tanto empeño nos preocupamos por el reconocimiento, el poder, la fama y el dinero, es porque quien los tienen gozan de mayores probabilidades de reproducirse y criar a su descendencia. Así que nuestra genética nos impulsa a buscarlos y poder transmitir nuestros genes una generación más.

Ahora bien, disfrutar de ese tipo de cosas para nada asegura que tengamos una vida satisfactoria y feliz; que es de lo que se trata todo este asunto de vivir. Reproducirnos (por muy agradable que sea su práctica), no nos es suficiente para alcanzar una dicha duradera.

Todos hemos visto por la televisión como personas de gran “éxito” a menudo se sienten vacías y terminan deprimiendose y/o volviéndose adictas a las drogas y el alcohol, en algunos casos incluso llegan al suicidio.

Si el éxito, como lo concibe la mayoría, bastase, esos casos no existirían.

Las personas tenemos valores, fortalezas, intereses y circunstancias distintas; por ello, lo que es bueno para unos, no tiene que ser lo mejor para otros. Esa es la razón por la cual el éxito es un concepto personal.

La única forma de encontrar tu camino es dejarte guiar por tu brújula interior, clarificar que es lo importante para ti y evitar que factores externos, aquello que en realidad no significa nada, te confundan.

Una de las peores cosas en la vida es luchar formidablemente por obtener algo y, una vez alcanzado, darte cuenta que eso no era lo que de verdad querías.

Algunas de las personas que han logrado llegar hasta lo más alto de la escalera corporativa pagaron un precio injustificable por ello. Familias desatendidas, amistades perdidas y salud estropeada.


En mi caso (y de nuevo, gracias por preguntar), tener éxito significa hacer lo que me gusta y ser capaz de vivir de ello. Aprender un poco cada día y poder compartirlo, para que así ese aprendizaje beneficie a otros es lo que me motiva cada mañana.

Disponer de tiempo para estar con mi familia y poder participar de manera amplia y activa en la educación de mi hija es otra de mis prioridades.

Acumular abundantes riquezas, los coches lujosos, las casas como palacios no son una prioridad para mi, y mucho menos, si su obtención significa renunciar a aquello que  me hace feliz.

Tu y solo tú puedes definir aquello por lo que es valioso luchar. Lo que a otros hace feliz no tiene porque hacerte feliz a ti.  El camino al éxito empieza por definir el lugar al cual quieres llegar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada